Screen

Profile

Layout

Direction

Menu Style

Cpanel

Farc asesinaron periodistas ecuatorianos: ¿Retaliación por captura de Santrich?

  • PDF

     Análisis del conflicto colombiano

     Pacto Farc-SantosSin lugar a dudas, la captura de alias Jesús Santrich vinculado por una corte federal de Nueva York en actividades de narcotráfico hacia Estados Unidos, es el golpe político-estratégico que ha recibido esta organización después de las muertes de Reyes, Jojoy y Cano, máxime que con este golpe judicial contra sus estructuras, se reafirmó la sospecha que el grupo terrorista sigue articulado, que las supuestas disidencias son una línea de acción premeditada de su plan estratégico, que sus cabecillas hacen política legal pero al estilo del viejo partido Comunista Legal apadrinan cuadrillas terroristas y narcotraficantes, que obtuvieron una habilidosa ganancia en Cuba al no desenmascarar a los “farc-políticos” es decir las milicias bolivarianas, el movimiento bolivariano clandestino y el partido comunista clandestino, todos tres camuflados en las autodenominadas organizaciones sociales.

 

     Además, nunca entregaron todos los bienes, mintieron acerca de los lavaderos de dinero mediante empresas de fachada, tampoco devolvieron a los menores de edad integrados a las estructuras terroristas, no entregaron las armas completas, se apropiaron del control de las zonas campesinas ocupadas por los cultivadores de coca, quieren que el gobierno colombiano combata con intensidad contra las mal llamadas bandas criminales para que les dejen las zonas a su arbitrio, dirigen la estratagema de paz del Eln en Quito, lavan dineros obtenidos de la minería ilegal y el narcotráfico mediante la cooperativa Ecomún autorizada por el gobierno, que de paso les permite vincular a muchos campesinos a “organizaciones populares de corte comunista y orientación fariana”, y desde luego sus cabecillas siguen siendo los capos del cartel de las Farc.

     Como es obvio de suponer, el gobierno Santos, sus congresistas de bolsillo y las por siempre cuestionadas altas cortes, se enfocan en que quien cuestione esas realidades ese enemigo de la paz, acompasado por periodistas y columnistas de opinión premiados con prebendas.

     Cómo si el gobierno y los organismos de seguridad no conocieran a las Farc y no interpretaran su Plan Estratégico, a ninguno de ellos se le ocurrió que en primera instancia los periodistas ecuatorianos habían sido secuestrados por los terroristas, como parte de un proyecto coordinado desde las altas instancias delictivas para negociar de igual a igual con el Estado ecuatoriano y si este no cedía, utilizarían a la reconocida mediadora de la paz en Colombia en aras de conseguirle a ella el Premio Nobel de paz y el reconocimiento de beligerancia para el grupo armado que negociaría de igual a igual con otro Estado, de  la misma forma como manipularon a Santos en Cuba.

     Pero claro, si eso planes les fallaban, asesinarían a los tres periodistas para sentar el precedente que la revolución comunista armada, que paradójicamente legitimaron antes Rafael Correa y Lenín Moreno, ahora se volvió en contra de Ecuador, pues a juzgar por los hechos, el narcoterrorismo que ya explotó un carro-bomba, emboscó una patrulla militar y ha perpetrado otros actos de barbarie en los últimos meses dentro del territorio ecuatoriano, llegó para quedarse.

     Además, debido a que ni Colombia ni Ecuador, han desarrollado de manera conjunta o independiente políticas estratégicas de fronteras en el espacio afectado por la presencia histórica de las Farc, sumado a que las milicias bolivarianas de las Farc nunca se desmovilizaron y a que su partido comunista clandestino siguió intacto y con valiosos nexos en el congreso próximo a posesionarse en Bogotá, tampoco se le ocurrió al brillantísimo ministro de Defensa colombiano, y menos a Juan Manuel Santos, que la más obvia respuesta de las Farc a la captura de Santrich y su eventual extradición, sería el asesinato a sangre fría de los tres periodistas en cautiverio.

     Maestros en la estratagema del terror, de manera calculada y previa aprobación de quienes niegan a rajatabla que Santrich sea narcotraficante, publicaron la falsa noticia de un comunicado con inexactitudes, dejaron pasar unas horas y enviaron unas fotografías a un medio de comunicación colombiano, esperaron la respuesta de Lenín Moreno quien se encontraba en la salida y dio plazo de 12 horas para saber la realidad de lo sucedido.

     Cuando ya tenían todo el escenario propagandístico montado, al forzar el regreso del mandatario ecuatoriano a casa, reconocieron haber asesinado a los tres secuestrados, pero naturalmente no refirieron que ese hecho fue una respuesta atroz, frente a la captura de uno de los narcos pura sangre del cartel de las Farc.

      Para hallar la explicación de lo sucedido, basta con preguntar como los antiguos romanos: ¿A quién convenía que el secuestro tuviera ese trágico desenlace? Parafraseando el viejo adagio que todos los caminos conducen a Roma, se podría decir que todos los caminos conducen a las Farc, por las siguientes razones:

      1.  Para avanzar en los proyectos de su Plan Estratégico, las Farc necesitan recursos financieros que les permitan sostener a las disidencias, organizar las milicias bolivarianas previstas como futuros comités de defensa de la revolución socialista,  estimular las movilizaciones populares en contra de los gobiernos de turno, comprar conciencias para construir el gobierno de transición. Y para lograr esas metas, el narcotráfico es la principal fuente de financiación.

     2.  El área fronteriza binacional donde fueron secuestrados y asesinados los tres periodistas ecuatorianos, es trascendental en el ámbito geopolítico y geoestratégico para el Plan Estratégico de las Farc, porque la visión a mediano plazo de los cabecillas es legitimar a la supuesta disidencia, fortalecerla dentro del territorio ecuatoriano, conseguir finanzas, internacionalizar la lucha armada con base en la errónea interpretación comunista de los ideales bolivarianos e integrar en un solo proyecto socialista la antigua Gran Colombia.

       3.  El asesinato de los tres periodistas ecuatorianos advierte al gobierno Santos y a Estados Unidos que a pesar de la captura de Santrich, las estructuras clandestinas de las Farc seguirán empeñadas en el terrorismo, el tráfico de narcóticos, el comercio ilegal de armas, la minería ilegal y el lavado de activos, pero además, que cualquier acción punitiva contra sus cabecillas, serpa respondida con acciones terroristas por parte de sus disidencias.

       4. Para Ecuador es claro que el problema no es solamente alias el guacho o su cuadrilla, sino todo un proyecto estratégico revolucionario y narcotraficante que se viene desarrollando de manera sostenida desde hace varios años dentro de su territorio, que ese problema llegó para quedarse por el tiempo que demande a las autoridades ecuatorianas diseñar estrategias integrales conjuntas para desarticularlo, pues es un problema internacional, no solo trasnacional que se resuelve con acciones militares temporales como suponen algunos críticos que además endilgan a Colombia la responsabilidad de lo que sucede en la porosa frontera binacional colombo-ecuatoriana.

       Con base en hechos concretos y la evidencia que las Farc manejan con argucias y cinismo las líneas de acción de su plan estratégico, urge a los gobiernos de Colombia y Ecuador refinar la capacidad militar antiterrorista de sus fuerzas militares, trabjar de manera conjunta y mancomunada en la forntera binacional, desarrollar planes conjuntos e integrales de desarrollo socioeconómico, combatr sin cuartel el narcotráfico, identificar y judicializar a los miembros de las milicias bolivarianas y el partido comunista clandestino de las Farc, dinamizar el flujo de intercabio de información de inteligencia y anticparse a la aparición de focos guerrilleros en otros lugares del territorio ecuatoriano.

 Coronel Luis Alberto Villamarín Pulido

     www.luisvillamarín.com

     Especialista en Defensa Nacional, Estrategia y Geopolítica

Lectores de Pacto Farc-Santos también leyeron:

 

operacion odiseoimagen operacion sodomaimagen operacion jaqueimagen complot contra Colombiaiamagen el cartel de las Farc (II) imagen en el infiernoimagen selva rojaimagen in hellimagen ¿Ceso la horrible noche?imagen drama pesadilla y espectaculoimagen deyanira canto de guerra y pasimagen condor en el aireimagen farc terrorismo na amaerica do sulimagen la silla vaciaimagen el eln por dentroimagen ganar la guerraimagen conexion al qaedaimagen isis estado islamicoimagen narcoterrorismo la guerra del nuevo sigloimagem primavera arabeimagem guerra sicológica